Beijing, China

diumenge, 18 de juliol de 2010

EJE CAFETERO

 

Image14 Image25 Image26 Nuestra intención era llegar a Armenia e inmediatamente tomar otro bus desde la misma terminal hacia Salento, lugar donde pretendíamos ya pasar allá la noche. Pos no, llegamos a las 20.10h y el último busito salía a las 8pm. Así que, bienvenidos a Armenia, y aquí pasamos la noche. Vamos a un hotel donde nos sale más barato coger cama de matrimonio en vez de dos camas, jeje si es necesario y por ahorrar se hace el esfuerzo, no? Eso si, que corra el aire por la noche, si?

Al día siguiente, por la mañana caminito de Salento. Zona cafetera. Es un pueblo pequeñito y muy bonito y tranquilo. Llegamos y vamos a un hostel recomendado, el Plantation house, que lo lleva un gringo (US). Después del check-in y con el tiempo justo nos dirigimos a la plaza donde la iglesia pues desde allí salen unos jeep que te llevan por 3000pesos a el inicio del valle del Cocora, que es donde también nos han recomendado ir ya que tiene unas vistas impresionantes. Así lo hacemos, después de 40 minutos de cierta incomodidad en el jeep y de agradable conversación con una chica francesa, llegamos al starting point. Allá tienes dos opciones, montar a caballo (descartado, demasiado reciente la de San Agustín y todavía hay cierta molestia en las piernas...) o bien caminar por unos senderos en medio del valle y rodeado de verde por todas partes.

Bueno, primero cogemos fuerzas en forma de trucha gratinada, típica de la zona y debo decir que buenísima. Acto seguido, a caminar. La verdad que alterna mucho la lluvia por aquí y el camino es un barrizal. Vamos equipados con botas de lluvia porque si fuéramos con las de trekking que siempre llevamos éstas se pondrían perdidas llenas de barro. La caminata es de hora y media de ida y lo mismo de vuelta porque a las 17h es el último jeep de vuelta a Salento. Llegamos hasta una cascada pequeña del río que es bonita pero lo mejor es todo el recorrido, el paisaje, el valle... precioso!!

Image15 Volvemos para Salento y aprovechamos y nos vamos a un mirador que tiene el pueblo en lo alto de unas escaleras eternas (238 escalones contados por Jose) y en donde las vista es bonita, aunque está oscureciendo. De vuelta al hostel, como no, tenemos capricho de dulce. Y preguntando damos con la panadería que buscábamos. Siiiiiiiiiii. Aquí me zampo unos churros (es redondo, con agujero en medio y relleno de arequipe), y un trozo de tarta de chocolate y banano, jaja. Rico rico.

Por la noche, nos quedamos tranquilos en el hostel, Jose se cocina algo y comparte partida de póker con otros viajeros, yo me quedo tranquilo sin cenar y tengo sueño, me voy temprano a la cama, acompañado de unos dulces insectos voladores. A descansar!

Martes 13 de julio. Hacemos el check-out y dejamos las mochilas en depósito y nos vamos de caminata por una hora más o menos hacia la finca cafetera de Don Elías (por recomendación de la pareja que conocimos en San Agustín, Mirian y Omar). Es un paseo agradable, como no con lluvia intermitente en ocasiones intensa. Image16 Image17 Llegamos a la finca y nos recibe el nieto de Don Elías, Jose Asdruval, quien ya lleva unos años trabajando en la plantación y ya ejerce de experto guía con los turistas, no podemos saludar a Don Elías pues está en una conferencia. La visita dura una hora aprox y consiste en pasear por la plantación misma, donde se nos explica las distintas variedades de la planta, la arábiga y la colombiana, una tiene una vida útil para producir café de 20 años y la otra de 10. Después se hace una única renovación que permite mantener la producción por 10 y 7 años respectivamente. Ya luego si que toca plantar de nuevo para producir, no se renueva más.

Image18 Image19 El fruto del café es o bien amarillo o bien rojo. De eso, luego, una vez se ha recolectado por un tiempo de 3 meses (abril, mayo y junio; y octubre, noviembre y diciembre) y durante dos veces al año (mayo y noviembre) se quita la pulpa mediante la ayuda de una máquina especial. Acto seguido toca el secado por unos días, y luego se quita otra capa que queda y es entonces cuando se ve ya el grano de café, de color clarito. Éste se cuece con el fuego durante una hora aprox y durante el cual no se para de remover, de ahí queda el grano oscuro y entonces toca moler el grano para ya convertirse en el producto listo para hacer un café y tomarlo tranquilamente. Y eso Image20 Image21 es lo que hacemos, nos sentamos y nos tomamos un tinto que se le llama (café solo con agua) con azúcar, estaba bastante bueno, eso si, mejor con azúcar que sin para mi es amargo.

Image22 Image23 Image24 Volvemos de subida esta vez para el pueblo de Salento, donde comeremos y nos iremos hacia nuestro siguiente destino, Calarcá, para visitar el mariposario. Pero, como decía, comemos, jeje. Esta vez toca un solomillo al ajillo, buenísimo. Y unas papas fritas, claro. En el restaurante conocemos cuatro españoles de Madrid y Canarias bien majos con los que hablamos un rato sobre nuestro viaje y su estadía en Colombia, como no son profesores y están de vacas por Colombia.

Ahora si, buseta y para vuelta a Armenia, desde allí otro bus hasta Calarcá, en donde no podemos visitar el jardín botánico del Quindío hasta el día siguiente. Toca dormir.

Miércoles. Desayuno de una panadería, para variar, croisant relleno de queso, nyam nyam. Saco dinero del cajero y me hago dos nuevas copias de mi pasaporte que aprovecho y las plastifico por el módico precio de.. jaja bueno mejor me lo callo, que barato. Sólo tenía una copia en papel y en unas condiciones que me da vergüenza ya enseñarlo.

Nos vamos con taxi al jardín botánico. La visita es de 2 horas y media e incluye paseo de una hora por un bosque lleno de guaduas (bambú colombiano), laureles, ficus, plantas y árboles mil, aves, colibrís, etc., todo con un guía muy bueno y ameno. Incluso entramos en un laberinto donde se nos recomienda ir al centro del mismo para sacar todo lo malo que llevemos dentro, en el centro pegar el grito del siglo para acabar de expulsar y de salida, llenarnos de buenas energías, así lo hacemos, o eso creemos, jeje. Es divertido, no?

Image4 Image2 Image3 Después subimos a una torre desde donde podemos ver la curiosa forma del mariposario que luego visitaremos, adivina, el recinto cerrado tiene forma de... mariposa, si! Muy bien. Acabamos la parte del bosque en un lugar desde donde podemos avistar colibrís, que bueno, son más rápidos que Usain Bolt, madre mía!! Acto seguido entramos en un lugar llamado insecto robotario, donde de forma novedosa se nos muestran algunas especies de insectos (oruga larva de mariposa, langosta, amantis religiosa, …) en tamaño gigante y con movimiento, diseños ellos robóticos, muy interesante. Luego de un receso visitamos el famoso mariposario, por fin! Una pasada, lleno de mariposas como unas 35 especies distintas, multitud de formas y de colores, y todas voltean libremente alrededor tuyo, y cuando cogen confianza se te posan en los lugares más insospechados, tipo dedo, nariz, sombrero, en la camisa, en el brazo, jejeje una bonita y divertida experiencia la cual disfrutamos con el resto del grupo haciendo bromas y tomando fotos.

Image5 Image6 Image7 Image12 Fin de nuestra visita al Jardín Botánico del Quindío. Volvemos al hotel en busca de las mochilas, comemos y nos vamos de Calarcá con destino Armenia nuevamente para tomar otro bus dirección Pereira y, finalmente, otro para Santa Rosa de Cabal, donde al llegar tomamos después de arduas negociaciones un taxi hasta el Balneario de aguas termales por 15000 pesos en vez de los 21000 establecidos en el tarifario.

Image8 Image10 Las termales están como a unos 9km fuera del pueblo y subiendo para arriba. La entrada son 26000 pesos más, no es barato. Son las 7pm y ya es oscuro. El complejo tiene 3 piscinas de agua caliente en distintas temperaturas, estamos rodeados de unas cascadas naturales bastante imponentes de agua fría en las cuales no nos bañamos pues es oscuro y como que hace un poco de fresquito. Metidos en el agua, ohhhh, que buena sensación, que relax, de la p...madre!! Conocemos y charlamos con una chica española de Burgos, su pareja, un chico colombiano, viven en Alemania, y una amiga polaca. Después ellos se van y nosotros nos disponemos a cenar, nos traen la comida y cenamos mientras estamos en el agua, unos chorizos y unas empanadas.

Alrededor de las 22h decidimos que ya está bien, ya que además no tenemos alojamiento y debemos bajar andando un poco la carretera en busca de algún lugar más económico que las termales, que tienen un precio por dormir descomunalmente caro. Ya más relajados salimos del recinto, y en la oscuridad (no hay iluminación en la carretera) caminamos no sin antes tener un pequeño susto con algo parecido a un zorrito que nos quería seguir. Bien, por suerte, como a 5' solamente encontramos como unos 3 hostels seguidos sencillos y en el segundo y tras regateo de Jose, tenemos habitación por 15000 pesos cada uno, muy bien. Sólo, eso si, cama y un baño justito, no pidas mucho más. El dueño, un señor bastante simpático, tiene algún problema con su PC y nos pide ayuda. Resulta que cuando habla por msn él oye y ve a los demás en las videollamadas pero a él no le oyen, y le descubrimos que no tenía instalado un programa driver del audio, se lo bajamos de internet, se lo instalamos y viene una amiga del restaurante contiguo al hostel para hacer la prueba y charlar con un amigo online, funciona!!!

Como agradecimiento, pues él tiene los hijos en España y para él era importante este problema, nos llevará por la mañana gratis en su carro a Santa Rosa de Cabal de vuelta y nos dejará en la parada de bus para tomar el que pasa con destino a Manizales, nuestro próximo destino y fin de la etapa del eje cafetero, antes de ir a Medellín. A dormir!

Quedamos con él a las 8.30am, tomamos un tinto en el restaurante de la chica amiga de la noche anterior, charlamos un poco con ellos y jugamos con un lindo perrito chiquitín que tiene el dueño. Amablemente y mientras charlamos un poco de su vida, vamos para Santa Rosa y tras tomarnos unas fotos juntos con él y su perrito, nos despedimos, muchas gracias señor, un placer.

De inmediato casi, pasa el bus para Manizales, y para allá que vamos, como una hora de trayecto. Y con esas que llegamos a la terminal, un barrizal sin asfaltar. Aunque la terminal en sí es muy correcta. Desayunamos mientras miramos en la Lonely hostel, asimismo también preguntamos por hostels en un punto de información. Con la ayuda de una chica que se nos ofrece a ayudarnos, nos decidimos por uno llamado Base Camp, y que está en el centro. Para ir al centro hay que tomar un teleférico, sí, habéis leído bien, un teleférico!! Esta ciudad es como la San Francisco del eje cafetero, unas calles con unas inclinaciones vertiginosas, amazing! Y pues el centro está como a dos estaciones para arriba, jaja. En fin, llegamos al hostel y tomamos posesión de nuestras camas en habitación compartida. El hostel es nuevo, es muy lindo, tiene una decoración y un mobiliario moderno muy bonito, y una terraza arriba con barra y unas vistas muy buenas de parte de la ciudad, el único problema es la lluvia que nos persigue en nuestro viaje por el interior del país, aquí, cerca del ecuador, no hay estaciones del año como las conocemos, te puede llover y hacer sol más de una vez en el día. Así no hay quien se vista, jo, jeje. Como decía, nos sentimos a gusto en el hostel y su personal, muy agradable. En el hostel conozco y tengo agradables conversaciones con una pareja de Canadá y un pibe de Buenos Aires muy buena onda.

Image1 Image9 Visitamos el centro, la catedral, está bonito el paseo, mucha actividad, muchísimas tiendas de variedades, bares, panaderías (jeje), restaurantes, etc. Al caer la noche es otra historia claro. En Manizales queríamos visitar el Parque Nacional de los Nevados, un tour de día entero donde nos llevan en carro a 4800m y ahí, hasta los 5300m caminando hasta los nevados por estas montañas con volcanes. El tour son 120.000 pesos, carísimo, y nos cuenta una chica alemana que la caminata sólo es de una hora, pero bueno, en definitiva, lo que nos acaba de decidir a no realizar el tour a última hora es el mal tiempo, la lluvia y las nubes que impiden de disfrutar adecuadamente del tour. No merece la pena, mejor nos ahorramos el dinero para mejores ocasiones, es una pena.

Image11 Por lo que estamos un par de noches en Manizales, aprovechamos y reservamos (y pagamos, 305 USD por cabeza) los vuelos de Cancún a Habana y de regreso Habana a Mexico DF para 20 de agosto y 14 de septiembre respectivamente. Por lo que... ya tenemos vuelo a CUBA!!!! Va a ser genial, que bien!

La última noche salimos a cenar con el chico argentino, y la pasamos genial charlando 3h sobre América del Sur, Europa, la economía, política, el viaje, en el lugar donde comemos “Areperros”, es decir, tienen arepas con queso y también entre otras cosas perros (aquí se le llama así al perrito caliente). Antes, por la tarde, queríamos también reservar vuelo de vuelta a Bogotá desde Santa Marta en la costa, pero sale carísimo y lo descartamos, volveremos en bus. A la mañana siguiente hemos comprado boletos para irnos a las 8.30am a Medellín, ciudad de los “paisas” así se les llama a los de la región de Antioquia. Son las 1.30am así que a dormir. Nos vemos en Medellín.